El terrible asesinato de unos hombres en alta mar que, todavía hoy, sigue sin ser investigado

Por esas cosas que tiene el mar, donde siempre se sabe qué leyes rigen cada parcela, el terrible asesinato de cuatro hombre en alta mar sigue sin ser investigado. El vídeo de este presunto crimen, que acaba además con los autores posando ante la cámara, generó hace tres años cierto impacto, pero los hechos quedaron impunes.

Todo comenzó en el año 2014, cuando un taxista de Fiji encontró un teléfono móvil en el asiento trasero de su vehículo. Al no saber quién podía ser su propietario, comenzó a examinar su contenido y encontró un vídeo que, lejos de esclarecer la propiedad del terminal, añadía más intriga al hallazgo. Un vídeo de 7 minutos mostraba la muerte a sangre fría de cuatro personas en alta mar. Cuatro personas desarmadas que permanecían agarradas e indefensas junto a un bote salvavidas.

El asunto no estuvo exento de polémica (incluso el «New York Times» investigó sobre la naturaleza del suceso), pero los hechos quedaron impunes. En el vídeo se observan tres pesqueros en el agua mientras un hombre a bordo de otro barco graba la escena. En un momento se escuchan unas voces, teóricamente en vietnamita, diciendo: «Si ves a alguien, simplemente mátalo».

En el agua hay cuatro personas desarmadas, una de las cuales levanta las manos a modo de rendición, que terminan siendo abatidas. Al final del vídeo, los autores de la grabación giran el móvil a y posan juntos, mostrando su rostro a cámara.

A pesar de lo «claro» que parece el suceso, los hechos quedaron sin investigarse porque no hubo denuncia y porque se desconoce dónde ocurrieron los disparos. Al no haber nadie que pidiera abiertamente justicia y al no saber en aguas de qué país sucedió todo, la muerte de estos hombre quedó en una especie de limbo legal.

Se cree que los hombres ajusticiados podrían ser ladrones, piratas o polizones. Taiwán y Fiji (donde el taxista encontró la grabación) cerraron sus respectivas investigaciones y allí quedaron los cadáveres. Según algunas aseguradoras, cientos de marineros mueren cada año en alta mar, por lo que estos cuatro hombres solamente engrosan una estadística que se da por normal allí donde la ley se disuelve en agua de sal.

Powered by WPeMatico

A %d blogueros les gusta esto: