Iberia debe aclarar su situación antes del 11 de abril por el Brexit

El Gobierno español tiene hasta el próximo 12 de junio -en estos momentos la fecha fijada para el Brexit- para dictaminar si la compañía aérea Iberia cumple las normas para operar vuelos entre dos ciudades de la Unión Europea, lo que incluye rutas dentro de España o entre España y otros destinos dentro de la UE. Debido a la retirada del Reino Unido, el hecho de que el accionariado de la compañía esté mayoritariamente en manos británicas podría excluirla de los beneficios del «cielo único europeo».

Los preparativos para un Brexit sin acuerdo incluyen una decisión del pasado mes de febrero en la que el Consejo y el Parlamento le dieron un plazo de seis meses a las compañías aéreas que operan actualmente en el mercado europeo pero que se quedarían fuera a causa del Brexit, para demostrar que la composición de su accionariado es mayoritariamente europea. En la actualidad, las estructuras de propiedad en un sector tan globalizado como el del transporte aéreo están muy entrecruzadas y en algunos casos les resultaría muy complicado hacer un análisis sobre la composición última de su accionariado.

En el caso de Iberia, está claro que pertenece al grupo IAG, en el que la compañía organizó su futuro con una fusión con British Airways. En estas condiciones, si la retirada del Reino Unido se produce el 12 de abril sin acuerdo, como es cada vez más probable, al día siguiente Iberia tendría que dejar de volar cualquier ruta entre dos ciudades de la UE, incluyendo entre dos ciudades españolas si no obtiene un reconocimiento de que cumple las reglas europeas.

Plan de reestructuración
Por ello, la Comisión insiste en que la compañía tiene hasta el próximo 11 de abril para remitir a las autoridades españolas un plan de reestructuración de su accionariado, que sea capaz de convencer al Gobierno español de que una mayoría de sus accionistas son europeos. La comisaria de Transporte, Violeta Bulc, declaró ayer que sigue con la mayor atención la situación de Iberia y de las demás compañías potencialmente afectadas, como Ryanair, aunque por ahora asegura que «no tiene motivos para dudar» de que llegado el momento se cumplirán las reglas.

Powered by WPeMatico

A %d blogueros les gusta esto: