Venezuela se vacía: así se reparte el aumento del 900% de inmigrantes venezolanos por Iberoamérica

La crisis humanitaria venezolana desborda ya el vaso del gran territorio nacional. A falta de dos días para las elecciones convocadas por Nicolás Maduro, tildadas de «fraude» histórico por la comunidad internacional, el éxodo de venezolanos se acelera por temor a una mayor incertidumbre en el país. Entre 2015 y 2017, el número de inmigrantes venezolanos subió en más del 900% a otros destinos de Sudamérica y en América Central y el Caribe, el número de venezolanos se duplicó en alrededor de 50.000 en 2015 a casi 100.000, según datos de la Organización Internacional de las Migraciones (OIM).

Según un informe al que ha tenido acceso ABC, en Colombia, por ejemplo, pasó de registrarse un «stock» (no captura sistemáticamente el número de hombres, mujeres, niños y niñas en situación irregular) de venezolanos de 48.714 en 2015 a 600.000 el pasado año. Colombia es el principal destino para los venezolanos en Sudamérica, aunque «un gran porcentaje de los ciudadanos venezolanos ingresan en el país cafetero como puente hacia terceros destinos. Esta dinámica no sólo se ha mantenido, sino, incluso, se ha acrecentado en los últimos meses, siendo los principales destinos Ecuador, Perú, Chile, Estados Unidos, Panamá, México, España, Argentina, Brasil y Costa Rica», informan desde la OIM.

Ante el aluvión de las nuevas entradas, Colombia aprobó en julio de 2017 un Permiso Especial de Permanencia y en la primera etapa se regularizó la situación de aproximadamente 68.374 nacionales de Venezuela que habían ingresado antes del 28 de julio. «El 18 de agosto de 2017 el Ministerio de Salud expidió la Resolución 3015 que permite la afiliación de ciudadanos venezolanos con PEP al sistema de salud colombiano», agrega el informe.

Las embarazadas venezolanas eligen Brasil
Las mujeres venezolanas siguen una travesía hasta Brasil, cuya cifra ha aumentado de las 3.425 hasta 35.000, en busca de una mejor atención médica: el servicio de salud pública de Roraima ha aumentado un 3.500% desde 2015, ha informado la BBC. Los partos de venezolanas en hospitales de la sanidad pública de Boa Vista, en el norte del país, se duplicaron en un año.

«Lo que preocupa no es tanto las cifras como la gravedad del estado de las pacientes», recogía hace unos meses la agencia AFP. «Me vine porque no tenía cómo tener a mi bebé en Venezuela, el país está cada vez peor (…). Como me compliqué, allá nos habríamos muerto las dos», afirma a la agencia Dayana Rodríguez, que migró en noviembre, embarazada de Sofía. Entre 2015 y 2016, la mortalidad materna aumentó en un 65% en Venezuela, según datos oficiales publicados en 2017 y recogidos por «El Nacional», anulando así los avances recientes y volviendo a una situación comparable a hace 25 años.

Gran parte de las solicitudes de residencias y asilo se pidieron en el Estado de Roraima los dos últimos años. Según un reciente informe del OBMigra7, la mayoría de los venezolanos no aborígenes entran al territorio de Pacaraima por vía terrestre. «Este flujo proviene mayoritariamente de la región oriental de Venezuela (Estado Bolívar – 26,3%, Caracas – 15,4%, Monagas – 16,3%, Anzoátegui – 13,1% y Carabobo – 7,4%). En general es una población mayoritariamente joven (el 72% tiene entre 20 y 39 años), y masculina (63%) y la mayoría tiene un alto nivel educativo (el 78% tiene estudios de nivel medio completo y de estos un 32% con estudios superiores completos), reza el informe de OIM.

En España, los venezolanos han sido la principal nacionalidad de solicitantes de asilo en los últimos dos años, con cerca del 40% del total de solicitudes en 2016/17, informan desde la oficina española de la Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR). En el primer trimestre de 2018 unos 3.500 venezolanos solicitaron asilo (39% del total de solicitudes de asilo). Según cifras de la OIM, en nuestro país había a finales de 2017 más de 208.000 venezolanos, 40.000 más que en 2015.

Los venezolanos prefirieron, sobre todo, las rutas aéreas para migrar hacia países como Estados Unidos, España, Argentina, Chile y Panamá, aunque las rutas terrestres y marítimas han recobrado fuerza por el alto coste de las tarifas aéreas y la disponibilidad limitada de vuelos que salen de Venezuela.

Powered by WPeMatico

A %d blogueros les gusta esto: