Análisis de Super Dragon Ball Heroes: World Mission, una profunda extensión del Dragon World que no iguala el encanto de las recreativas

Bandai Namco ha llevado con éxito la obra magna de Akira Toriyama mucho más allá del manga y el anime. Es más, de ahí hemos visto iniciativas y experimentos realmente interesantes como Dragon Ball Xenoverse o Dragon Ball Fusions.  Pero Super Dragon Ball Heroes es la más excepcional de todas. 

La adaptación del arcade que lleva ocho años arrasando en Japón no es un mero juego de cartas basado en la lucrativa licencia de la Toei, es una deuda largamente pendiente con los fans de Goku en occidente. Y se cumple de la mejor manera posible.

En Vida Extra

Por dónde debo empezar si quiero jugar a Dragon Ball

Con más de 400 millones de cartas vendidas sólo en Japón en noviembre de 2016, la exitosa  máquina recreativa de Dimps llega a Nintendo Switch y PC con el generoso impulso de contar el tirón de la segunda juventud de los saiyans gracias a la nueva serie animada, el filme y -cómo no- los videojuegos. Una versión 100% digital que, por primera vez, sale de tierras niponas.

En este aspecto, la llegada a occidente de Super Dragon Ball Heroes es parte central de la expansión de la licencia a nivel mundial, así como uno de los hitos de la celebración del octavo aniversario del propio Juego de Cartas Coleccionables en las salas recreativas, sin olvidarnos de las versiones de Nintendo 3DS que, cómo no, solo han estado disponibles para el público japonés. 

Sin embargo,  no esperes una suerte de Hearthstone con Goku, Vegeta y Piccolo: cada partida empieza con todas las cartas en la zona de juego y aquí los reflejos son tan importantes como la estrategia.

Dimps y Safari Games han acondicionado la experiencia original al formato doméstico, ofreciendo una más que amplia variedad de modos, una historia hecha a medida y coronando lo anterior con las más de 1160 cartas incluidas en las ocho ediciones de Super Dragon Ball Heroes y los dos Ultimate Mission. ¿Suficiente para colmar las expectativas del jugador?   

Super Dragon Ball Heroes no es el típico Juego de Cartas Coleccionables, y eso es bueno

Es fácil clasificar la propuesta de cartas que nos propone Dimps, Dragon Ball Heroes ofrece un giro hacia el arcade de las clásicas Battle Cards: dos equipos de personajes pre-establecidos, un sistema de juego basado en el posicionamiento estratégico y los reflejos, y todas las técnicas, transformaciones y combinaciones que han encandilado a generaciones de fans. De hecho, hasta veremos una ingente cantidad de éstas creadas para la ocasión.

¿Nappa en Super Saiyan 3? Aquí lo tienes

Durante años, Bandai Namco ha creado historias y personajes totalmente originales para Dragon Ball Heroes, pero también ha explorado a través del esta propia saga nuevos matices de los héroes y villanos, orquestando tramas únicas, reuniendo y mezclando todo el legado de la saga (desde Dragon Ball hasta Dragon Ball GT, pasando por las películas y Dragon Ball Super) y sacado partido del nexo argumental de la Patrulla del Tiempo de Trunks.

Partiendo de esa base, Super Dragon Ball Heroes: World Mission ofrece al jugador esa idea de un juego dentro del juego. Es decir, los acontecimientos tienen lugar en la Ciudad del héroe, un nuevo escenario más allá del Dragon World, donde todo gira en torno al juego de cartas de Dragon Ball Heroes. Hay grandes eventos, jugadores estrella y todos sus habitantes se conocen al dedillo las obras originales como si fuera historia viva. 

Los villanos de Dragon Ball han aparecido en el mundo real. ¿Adivinas a quién le tocará mantenerlos a raya?

De hecho, la fiebre por Super Dragon Ball Heroes es lo que atrajo a nuestro protagonista, el joven Beat, a esta ciudad. Pero lo que nuestro héroe no sospechaba es que allí tendría la posibilidad de traspasar a lo Matrix la frontera que separa la realidad y las partidas, luchando codo con codo con Goku, Freezer o los Dioses de la Destrucción en espectaculares batallas.

Por delante, tendremos un modo historia a dos niveles: por un lado reviviremos con nuestras cartas y las de nuestros aliados los momentos clave del manganime con giros muy particulares, de modo que los más devotos de la obra de Toriyama verán cambios sustanciales y acertados anacronismos. Sin embargo, los mayores villanos han comenzado a aparecer en el mundo real. ¿Adivinas a quién le tocará mantenerlos a raya? 

En Vida Extra

Análisis de Dragon Ball FighterZ para Switch. El deseo de todo fan de Dragon Ball se adapta con maestría a la consola nintendera

Lo bueno, lo nuevo y lo que se queda fuera de esta adaptación

El sistema de juego hará las delicias de los coleccionistas de cartas como las Carddass de Bandai: cada carta representa un personaje con una ilustración espectacular, pero la clave del juego, al menos de cara a su aspecto competitivo, no está en tener las cartas más raras o los héroes más poderosos, sino la manera en la que nuestro equipo se posiciona e interactúa entre sí.

En esencia, hay tres clases de cartas con sus preferencias, un tapete por jugador que establece nuestra prioridad a la hora de atacar o recuperar resistencia y una abrumadora cantidad de variantes y combinaciones, de modo que:

Varias cartas con elementos en común pueden combinarse para recrear técnicas, ataques o transformaciones u obtener una ventaja especial.
Todas las cartas tienen un efecto o habilidad que se puede activar a través de un determinado requisito.
Es posible añadir varios objetos y artículos a cada carta, haciendo que nuestros mazos sean únicos y, en cierto modo, todavía más personalizados.
Además, existen módulos con efectos concretos que podemos programar para que se activen en determinado turno.
En Super Dragon Ball Heroes: World Mission tendrás todos los elementos necesarios y la posibilidad de crear hasta 50 mazos (o, más bien, equipos prediseñados de siete personajes) para que experimentes a fondo con las más de mil cartas que irás obteniendo. 

A lo que hay que sumar un sistema de juego pulido durante casi una década en las salas de Japón. Entonces, ¿Es la misma experiencia? No exactamente.

La recreativa nipona lee cartas físicas, interpreta su posición y las reproduce en pantalla, de modo que el hecho de moverlas sobre el espacio de juego es parte del encanto. Desafortunadamente, las cartas no se publican en Europa o América, aunque Bandai lo ha dispuesto todo para que no las necesites.

En ambas versiones veremos como algunas técnicas se ejecutan dibujando con las cartas determinados símbolos, reuniendo energía a base de agitarlas sobre el lector, e incluso algo tan peculiar como fusionar dos personajes requiere que cierta coreografía con las cartas implicadas.  De ahí que SDBH: World Mission no iguale el encanto de las recreativas.

Es decir: las cartas físicas tienen el doble propósito de servir como objeto coleccionable, pero también son nuestras armas tangibles de cara a la experiencia. Aunque también es justo reconocer que se ha apostado por ofrecer una experiencia lo más próxima a la vista en los salones japoneses.

La clave no está en tener las cartas más valiosas, sino en la manera en la que nuestro equipo se posiciona e interactúa entre sí. 

Ahora bien, que tengamos un equipo formidable, el cual pasa a ser de siete personajes en lugar de los cinco de las recreativas, no implica que tengamos la victoria en el bolsillo: justo antes de que se produzca el impacto deberemos superar a nuestro adversario en una prueba de reflejos, siendo el condicionante final para establecer la efectividad de nuestro ataque o defensa. Un rasgo más que acentúa el ya de por sí fuerte carácter arcade del juego.

No se puede decir que Bandai Namco no sea consciente de esto a la hora de realizar esta adaptación, pero no es lo mismo agitar el Stick de Switch que las propias cartas. Y pese a que es una cuestión de gustos,  Super Dragon Ball Heroes resulta más divertido de jugar con la consola fuera del dock.

La anterior adaptación para 3DS resolvía esto usando las dobles pantallas del juego, sirviendo la pantalla táctil como el tapete de la recreativa mientras que la superior reflejaba las batallas. Ahora bien, pese a lo anterior, y a que de manera incuestionable el apartado visual en general (tanto los modelos como las interfaces) pertenecen a generaciones pasadas, la experiencia para cualquier fan de Dragon Ball es exquisita.

De hecho, y como detalle adicional, en Nintendo Switch es posible jugar únicamente usando la pantalla táctil. No necesitarás usar los Joy Cons en ningún momento, aunque quizás te interese tenerlos conectados para aprovechar el afinado sistema de vibración que se ha aprovechado para incluir en la propuesta y terminar de redondearla.  

Si te apasiona Dragon Ball, SDBH: World Mission es ese café para los muy cafeteros

Super Dragon Ball Heroes no solo está diseñado para saciar a los coleccionistas de merchandising de Dragon Ball, sino que es una cita obligada para éstos: cartas imposibles, situaciones y transformaciones espectaculares vistas a través de personajes que son verdaderos apasionados por el universo del anime y el juego en sí. Pero también una apuesta por ofrecer constantemente desafíos mientras que siempre invita a que el jugador experimente con las cartas.

Más allá del arco argumental principal, tendremos a nuestra disposición modos versus offline y online con eventos temáticos y hasta un modo Arcade en el que viviremos los arcos argumentales originales de las recreativas y las mayores sagas de Dragon Ball Super, incluyendo la Saga del Dios de la Destrucción Bills, Freezer Dorado, el Torneo de Champa, el enfrentamiento con Zamas y todos los tramos del Torneo de Poder.

De hecho, incluso dentro del modo historia se nos ofrecen excusas para revisitar combates a través de capítulos secretos y darle un giro a una rejugabilidad sólida a base de eventos especiales, colisiones en las que nos jugaremos Dragon Balls, la intervención del Dios Dragón de Namek y hasta la presencia de una suerte de Dron con la cara de Zen-Oh, el todopoderoso soberano que gobierna todos los universos.

No solo se intenta aportar un extra de variedad al conjunto, sino que se busca que siempre estemos colmados de misiones y desafíos con los que estrenar nuevas cartas y ganar zenis que podremos convertir en accesorios y nuevas cartas desde la tienda de Gacha in-game. Y no, pese a que el juego se presta de maravilla a hacerlo, para tranquilidad de todos no hay micropagos con los que ponernos a sacar cartas como si no hubiera un mañana.

Y ahí no acaba la cosa: más allá de las cartas que podremos obtener, Bandai Namco nos da la posibilidad de crear nuestras propias cartas a través de un colosal archivo de ilustraciones y efectos que podremos acomodar a unas cartas en blanco especiales, ajustando también sus atributos y pudiendo llevarlas al juego. 

Como suma de todo lo anterior nos encontramos con que este debut internacional de Dragon Ball Heroes viene cargadísimo de contenido, ofreciendo una experiencia totalmente enfocada a los fans de Dragon Ball, pero también un pozo de horas para quienes quieran hacerse con esa atronadora colección de cartas y experimentar con sus fascinantes posibilidades.    

La opinión de VidaExtra

Bandai Namco tenía en su mano haber sacado Super Dragon Ball Heroes de Japón como un Juego de cartas free-to-play, y viendo el contexto actual en el que se encuentra la licencia -incluyendo un anime propio que actualmente se emite en las teles niponas- hubiera tenido una acogida cálida. Afortunadamente, prefirió sacar un juego completo. Y vaya si lo hizo: Dimps y Safari Games han puesto toda la carne en el asador.

Super Dragon Ball Heroes: World Mission no te cautivará por su apartado visual, el cual casi parece ir en sintonía con la saga Budokai de PS2, ni tampoco esperes dominar sus reglas en dos partidas como otros juegos de cartas digitales. 

Metidos en partida, Super Dragon Ball Heroes es muy sencillo de jugar y sus turnos son rápidos e intensos, pero la base jugable y su amplio abanico de opciones y variables le da un punto de profundidad que recompensa muy bien el que nos regodeemos a la hora de crear nuevos mazos y experimentemos con nuestras cartas.   

El fan más acérrimo de Goku y compañía disfrutará especialmente de este nuevo universo de contenidos  

De hecho, y como comentamos, se palpa que su diseño está pensado para disfrutarse con cartas reales. Lo cierto es que algunas cosas se podían haber pulido más y otras eran prácticamente inviables. Pero, al final, el fan de Goku y compañía tiene un nuevo universo de contenidos que disfrutará especialmente. ¿Vegeta, Raditz y Nappa en Super Saiyan 3? ¡Claro que sí!

Super Dragon Ball Heroes ha tardado casi nueve años en llegar a occidente, sí, pero pese a sus defectos -que los tiene- llega en un momento inmejorable para los fans y los que recientemente han descubierto las aventuras de Son Goku y compañía. ¿La receta? Mezclas en cantidades desmedidas de coleccionismo, estrategia y el siempre fascinante universo de Dragon Ball. 

Super Dragon Ball Heroes World Mission Plataformas Nintendo Switch (versión analizada) y PC Multijugador Sí Desarrollador Dimps, Safari Games Compañía Bandai Namco Lanzamiento 5 de abril de 2018 Precio 54,90 euros Lo mejor Un juego diseñado para los apasionados y coleccionistas de Dragon Ball La ingente cantidad de cartas y el editor La expansión del Dragon World Lo peor Buena parte de la experiencia original se queda fuera, lógicamente El apartado visual debería haberse actualizado para la ocasión Si no eres fan de Dragon Ball o has visto el manganime de puntillas se pierde más de la mitad de la propia experiencia

(function() {
window._JS_MODULES = window._JS_MODULES || {};
var headElement = document.getElementsByTagName(‘head’)[0];
if (_JS_MODULES.instagram) {
var instagramScript = document.createElement(‘script’);
instagramScript.src = ‘https://platform.instagram.com/en_US/embeds.js’;
instagramScript.async = true;
instagramScript.defer = true;
headElement.appendChild(instagramScript);
}
})();

También te recomendamos

Estas son todas las muertes que habrías sufrido sin tecnología

Aprende a jugar a Super Dragon Ball Heroes: World Mission en tres minutos con este videotutorial

Super Dragon Ball Heroes: World Mission presenta su editor de cartas. Composiciones épicas y efectos devastadores

– La noticia

Análisis de Super Dragon Ball Heroes: World Mission, una profunda extensión del Dragon World que no iguala el encanto de las recreativas

fue publicada originalmente en

Vida Extra

por
Frankie MB

.

Powered by WPeMatico

A %d blogueros les gusta esto: